El tiempo en: Campo de Gibraltar
Jueves 29/02/2024  

Campo de Gibraltar

Exigen justicia para Alejandro, en coma vegetativo por supuesta negligencia en La Línea

Ingresó tras sufrir en el trabajo problemas en el habla y movilidad de extremidades y le detectaron un trombo cerebral a las 5 horas

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Cargando el reproductor....
  • El SAS dice estar a disposición de la familia "para cualquier aclaración que necesiten"

La familia del linense Alejandro Moreno Velasco, en coma vegetativo desde hace ahora un mes, pide justicia ante lo que consideran una cadena de negliencias médicas graves. Según los familiares, Alejandro llegó a esta situación, en principio irreversible, habiendo llegado consciente al Hospital de La Línea y después de cinco horas de “malas decisiones” médicas que habrían desencadenado en su estado actual.

Según el vídeo difundido por su hermana Luz María en redes sociales, Alejandro comenzó a sentirse mal en el trabajo -ejercía en una gasolinera-, no pudiendo mover el brazo y su pierna izquierdas y habiendo perdido momentáneamente la visión de uno de sus ojos. A duras penas y tras muchos esfuerzos, consiguió contactar con su hemana y fue su cuñado Cristóbal quien lo trasladó de urgencia al hospital. Una vez allí, los familiares aseguran que los que le atendían estaban más preocupados de comprobar si había consumido estupefacientes, y le dieron únicamente un calmante tras hacerle un electrocardiograma.

Después, permanece solo en una sala de observación hasta que comienza a convulsionar, y es entonces cuando, prosigue el relato, le hacen un TAC que tampoco arroja resultados concluyentes. Poco después, cae desmayado y entra en coma, y en ese momento aflora, con una prueba que supuestamente se habían negado a hacerle antes, el verdadero motivo de su dolencia, un trombo en el cerebro. Durante el tiempo en espera, cuando aún estaba consciente, envió varios audios a su hermana relatándole su preocupación por cómo iban sucediéndose los acontecimientos, e insistiendo en que no se encontraba bien. Incluso mandó algunas fotos es las que "se le veía la mala cara", comenta la hermana.

Pero ya era demasiado tarde. Alejandro fue trasladado de urgencia a Cádiz en ambulancia –el helicóptero, al parecer, no estaba disponible- para una operación a vida o muerte. El afectado salió vivo de la operación, pero en una situación vegetativa que, a prior, es irreversible.

Asegura que desde el hospital "no nos han dado ningún tipo de explicación" acerca del hecho de por qué su hermano, que entró en el hospital consciente, aunque con evidentes probnlemas en el habla y la movilidad, ha acabado en estado vegetativo: "Solo nos dijeron que había entrado en coma y que había q operarle urgentemente me quedé helada en shock ya que estábamos hablando por WhatsApp el y yo y mis hermanas. Esperándolo".

Preguntada acerca de lo que piensan hacer a partir de ahora, Luz María comenta que este mismo lunes tenían previsto reunirse con un abogado para tomar acciones legales al respecto. "Tenemos el informe en el que el radiólogo se niega a hacerle el angiotac". Desde su punto de vista, haber hecho esa prueba a tiempo habría sido decisivo para evitar este desenlace.

Las perspectivas, ahora, no son nada halagüeñas. Alejandro permanece en la cuarta planta, ahora del hospital de Algeciras, en estado vegetativo. "Nos han dicho que hay un 99,9% de posibilidades de que se quede así", lamenta. Con el tiempo, señala que "acabaremos llevándole a casa. Nos dirán cómo cuidarle y hacerle sus cosas y ya está", finaliza.

El SAS responde

Desde el SAS aseguran que el Hospital de La Línea "está a disposición de la familia para cualquier aclaración que necesiten", pero recuerdan que "desde aquí no podemos dar detalles de una historia clínica, por protección de datos"


 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN