El tiempo en: Campo de Gibraltar
16/06/2024  
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Cádiz

Los médicos de familia tocan fondo: “Yo no puedo salir llorando de una consulta”

Profesionales que secundan la huelga de Atención Primaria relatan a Viva Cádiz cómo es su día a día en los centros de salud

Publicidad Ai Andaluc�a Informaci�nPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Médicos de Atención Primaria en la movilización del sábado en Sevilla. -
  • ¿Cuánto pierde un facultativo por cada día de huelga?¿Qué programas se han “abandonado” por la sobrecarga de trabajo? La otra cara del conflicto

Álvaro tiene 41 años, es médico de familia en un centro de salud de la capital gaditana y lleva nueve meses “de psicólogos”. El pasado jueves, durante la concentración de la Marea Blanca delante del centro Olivillo, en Cádiz, se dirigía a vecinos y usuarios asistentes para narrarles el calvario que supone el día a día de este colectivo profesional, desbordado por la agenda diaria de sus consultas, y pedirles expresamente “que sigáis con nosotros y nos entendáis”. Se refería a la cruzada que desde hace una semana mantienen las batas blancas de la mano del nuevo Sindicato Médico de Primaria (SMP) en toda Andalucía con una huelga histórica y de la que él forma parte activamente. “Yo no puedo salir llorando por una consulta ni ver a mis compañeros llorar, ni tampoco puedo estar de psicólogos nueve meses”, explicaba, reconociendo que se estaba planteando seriamente dejar el SAS, superado por la falta de recursos y de personal con la que llevan años lidiando y agravada más que nunca por la pandemia. Algunos compañeros no han podido soportar tanta presión. “Esas cosas no se cuentan pero ha habido dos suicidios aquí en la capital”, comentaban los sanitarios entre ellos 24 horas antes a las puertas del centro  El Mentidero. Solo media hora antes el Sindicato Médico Andaluz (SMA) había desconvocado su paro de 12 horas previsto para el pasado viernes. No daban crédito. “Pensábamos apoyarles el viernes, pero es que mañana mismo me voy a dar de baja de ese sindicato”, afirmaba una facultativa de familia. Y no sería la única. “La gente está que trina, no paro de enterarme de compañeros que se van a quitar”, agregaba otro compañero. Al ser de nueva creación, surgido en diciembre, el SMP, ni siquiera cobra cuotas aún, pero tienen claro que cada vez están más fuertes y están consiguiendo visibilizar su hartazgo más que nunca, conscientes de que cada día más profesionales se unen a su causa.

El acuerdo de 35 pacientes al día en las consultas y 25 en el caso de pediatras,  con jornadas por la tarde voluntarias remuneradas “para echar peonadas” no ha hecho más que irritar aún más a los médicos, aseguran, independientemente de que no todos puedan unirse a la huelga por razones económicas y por las dificultades con las directivas de los centros, tal y como reconocen. “En la provincia de Cádiz y Cádiz capital es donde estamos más fuertes, nos movemos y nos enfadamos un poco más”, señalan. Y es que, como narran, por cada día de huelga pierden 240 euros. “Sé que este mes no voy a llegar y tendré que tirar de ahorros”, admiten mientras se despiden en la concentración. En otros casos, los propios directores no lo ponen fácil.

“A mí me están obligando a pasar consulta, aunque no sea urgencia (los servicios mínimos contemplados pasan por el 100% de las urgencias y el 40%  de las consultas), por eso hay compañeros que no están aquí, porque económicamente no pueden o no les dejan”. Además de reivindicaciones de carácter laboral, en el SMP anteponen las organizativas por la seguridad “de los pacientes y de los propios médicos”, y por ello exigen que la agenda diaria de los médicos de familia no pase de los 20 pacientes al día, y un mínimo de diez minutos por enfermo. Esto les permitiría compatibilizar sus consultas con programas de salud que “se están abandonando”. “Esto no es despacho de vinos, en el que vamos sacando copas y copas. Tenemos que tener tiempo para otras funciones y me refiero a embarazos, salud de la mujer, citologías, programa de tabaco, de obesidad en la infancia...y no se hace porque estamos todo el día atendiendo una demanda que además no se satisface”, apuntaba el vicepresidente del SMP, Fernando Ramírez, durante la protesta.

Nuevas protestas para esta semana

El  sábado la primera semana de la huelga histórica de Atención Primaria del SMP culminaba con una concentración en Sevilla frente a la central del SAS que reunía a unas 600 personas, entre profesionales sanitarios y familiares.  A la espera de ver cómo transcurre esta semana, en la que se mantiene la huelga, CCOO, UGT y CSIF han convocado una concentración para este martes en el centro de salud de La Paz de la capital y Marea Blanca volverá a manifestarse el jueves frente al centro de La Merced. 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN